Mamá: respira, relájate y disfruta el momento. Pero, ¿cómo?

La vida está llena de preocupaciones. Si no es una cosa es la otra. Y durante el embarazo esto puede aumentar, ya que 1) hay mucha incertidumbre y 2) nuestra vida está a punto de cambiar por completo. Te dejo aquí algunos tips para bajar las revoluciones, conectarnos con nuestro cuerpo y obligar a nuestra mente a parar por unos minutos.

 

¿Qué es el Mindfulness?

Tal vez lo primero que se nos viene a la cabeza con esta pregunta es: “Ommmm”, sentarse quietas y respirar. Sin embargo, el Mindfulness es mucho más que eso. El Mindfulness o “Atención Plena” es una forma de vida. En que, tal como dice su nombre, somos invitadas a estar más presentes con una atención plena. Pero, ¿por qué quisiera estar con una atención plena en el día a día? Hay múltiples respuestas, pero una de las mejores yace en un estudio publicado el 2010 por un científico llamado Killingsworth. El estudio se titula “Una mente que divaga es una mente infeliz”. Este estudio consistió simplemente en preguntarle a muchas personas 3 preguntas, varias veces al día: (1) ¿Qué estás haciendo? (2) ¿En qué estás pensando? (3) ¿Qué tan feliz te sientes del 0 al 100 ahora?

Lo que este estudio descubrió es que pasamos alrededor del 47% del tiempo distraídos, pero lo más impactante fue que mientras más distraídos estábamos de aquello que realmente estábamos haciendo, más infelices reportamos sentirnos.

A partir de este estudio aparecieron otros que terminan concluyendo que para el cerebro estar presente y estar feliz son sinónimos. Por eso, en parte, es tan importante cultivar la capacidad de estar con atención plena o Mindfulness, que es una capacidad innata que todos los seres humanos poseemos y podemos cultivar.

 

¿Cómo cultivar esta capacidad?

En los programas de Mindfulness más conocidos y estudiados, como es el MBSR (Mindfulness Based Stress Reduction), se plantean 2 vías principales: (1) la meditación formal y (2) la meditación informal.

La meditación formal incluye todas las prácticas en las que hacemos una meditación determinada como: atención en la respiración, escáner corporal, meditación en movimiento. De las cuales tal vez la más conocida es la atención en la respiración, pero es igual de efectivo llevar por unos minutos toda nuestra atención a alguna parte del cuerpo, o a recorrer el cuerpo de pies a cabeza, siempre con la comprensión de que es parte de la práctica distraerse y volverse a invitar a sentir el cuerpo con profunda paciencia. Lo mismo con la meditación en movimiento, para muchas personas estar completamente inmóviles es un gran desafío (me incluyo) por ende, puede ser más útil salir a caminar sintiendo cada paso, la postura, la brisa o hacer algún tipo de práctica en movimiento como estiramientos suaves o yoga, intentando traer una y otra vez la atención a las sensaciones del cuerpo.

La meditación informal incluye cualquier actividad que quiera realizar con atención plena, ¿cómo sería cepillarme los dientes completamente atenta? Atenta a las sensaciones del cepillo, el contacto con los dientes, el agua, el olor a menta, etc. Esto puede realizarse también con sacar la basura, lavar la loza, comer, etc.

 

¿Qué tienen en común la práctica formal e informal?

Intentamos estar completamente presentes en el momento, eso siempre como un entrenamiento porque nos iremos del presente mil veces. Entonces, ¿cómo volver o dónde volver? Nuestro ancla para estar presentes es siempre el cuerpo. Llevar la atención al cuerpo, ya sea a las sensaciones de cada parte o a los sentidos, es la práctica para estar presente por excelencia. Esto puede parecer muy fácil, sin embargo, a nivel cerebral es una tarea de altísima demanda elno frustramos cuando sintamos “no me funciona, me distraigo mucho”. ¡Qué maravilla que te des cuenta! ¡Estás entonces entrenando tu atención!

Por otro lado, suena tan simple que es difícil creer que pueda traer grandes beneficios. Sin embargo, es tanta la evidencia, que esta práctica está generando una verdadera revolución. Por ejemplo, hoy es ley que todos los colegios de Inglaterra tengan Mindfulness o que sea un tratamiento de salud mental disponible para todos/as.

¡Tal vez en un mundo que no para la verdadera revolución es detenerse! ¿Qué sensación hay en tu cuerpo ahora? ¡Súmate a la revolución de la conciencia!

 

Paula Ferrando

Directora de Contenido y Programa, Co-fundadora de Neyün – Educación en Armonía

 

La entrada Mamá: respira, relájate y disfruta el momento. Pero, ¿cómo? se publicó primero en Vaico Medical.

Soluciones Ardo