La lactancia, ¿instinto o aprendizaje?

Consuelo Cruzat, asesora de lactancia y psicóloga infanto juvenil, comparte una reflexión acerca de la forma en que amamantamos y criamos hoy como sociedad. Y nos invita a preguntarnos si la lactancia es instinto o se aprende.

 

Imagina lo siguiente. Miles de años atrás. Una tribu, muchas mujeres de todas las edades. Todas participando de las labores en comunidad. Grandes y pequeñas ayudándose mutuamente. A parir, a amamantar, a criar. Niñas pequeñas absorbiendo acoples, posturas, técnicas que se van grabando en su cerebro sin mayor esfuerzo.

 

Hoy no parimos en tribu, no amamantamos en tribu, no criamos en tribu. Nuestra sociedad nos ha ido empujando en otro sentido, estamos solas. Nuestra tribu tiene otras cosas que hacer.

 

Y así, me quedo sola con mi recién nacido. Nunca he visto cómo se hace. ¿Cómo sabré qué hacer? Me lleno de ansiedad, mi guagua se acopla, me duele. Aguanto, me duele más. No sé si está bien o está mal. No tuve a quién preguntar. Alguien me dice «es normal que duela». Tendré que creerle, no tengo puntos de comparación.

 

Muchas nos transformamos en mamás sin haber sostenido frecuentemente a otras guaguas, cambiado pañales o visto como dan papa. Nunca nos han modelado cómo hacerlo. Nunca hemos visto pechugas hinchaditas, acoples correctos, posiciones y posturas. Lo que sí vemos son mamás que se van a la pieza de al lado a dar papa o que se tapan con un pañuelo de lactancia (me incluyo), por pudor, por temor, porque es lo que «todas hacen».

 

Y entonces, ¿cómo sabré qué hacer cuando me toque a mí, si nunca lo he visto? ¿Si nunca he tenido la oportunidad de preguntar o resolver mis dudas?

 

La capacidad de dar papa viene impregnada en nuestra naturaleza mamífera, de eso no tengo dudas. Lo que no viene añadido en esta naturaleza es la seguridad de la mamá, la tranquilidad de estar haciéndolo bien, la forma de sostener a la guagua, la capacidad de reconocer obstáculos y solucionarlos, porque de eso nos hemos ido alejando generación tras generación. Y es por esto que creo firmemente que la práctica de la lactancia se aprende.

 

Tu guagua nace con instinto, tú tienes que aprender a despertar el tuyo.Y es por esta razón que siempre siempre recomiendo que se preparen para sus lactancias. Para tratar, en la medida de lo posible, de reemplazar esa educación que antes venía dada natural. 

 

Consuelo Cruzat

Asesora de Lactancia

Psicóloga Infanto Juvenil

Instagram: @con_su_lactancia

La entrada La lactancia, ¿instinto o aprendizaje? se publicó primero en Vaico Medical.

Soluciones Ardo