Liberación suave del pecho

Antes de que alejes al bebé del pecho debes romper el vacío. Puedes hacerlo colocando un dedo suavemente entre el pecho y la esquina de la boca del bebé. Si el bebé ha tomado lo suficiente, acordará liberarse del pecho.