La apraxia del habla infantil (AHI) es un diagnóstico que se realiza de manera escasa debido a que existen pocas investigaciones y publicaciones en la población hispano hablante. Muchas veces vemos niños y niñas con AHI pero que aún no han sido diagnosticados o que los han diagnosticado con otra cosa.
 

¿Qué es?

  Es un trastorno neurológico (en ausencia de déficits neuromusculares), que puede o no estar asociado a otros trastornos. La dificultad principal es la planificación y/o programación de las secuencias de movimientos (temporo espaciales), lo cual resulta en errores de la producción de los sonidos del habla.   La AHI se encuentra dentro de los trastornos de los sonidos del habla, específicamente dentro de los trastornos motores del habla, ahí encontramos la apraxia del habla infantil.  

¿Cómo se “ve”?

 
  • Lo más característico es que el habla es distorsionada, o inintelegible. Osea, nos cuesta al resto comprender lo que dice.
  • Además, existen errores en la articulación de vocales y consonantes (siendo relevante las dificultades en la adquisición de las vocales).
  • Los errores al decir un palabra por lo general van cambiando (por ejemplo la palabra “tomate”, se dice “totate”, “topipe”).
  • A veces dicen palabras de manera correcta y cuando se le pide que la repitan ya no lo logran.
  • Pueden decir palabras de manera aislada pero en una conversación espontánea puede que no lo logren decir.
  • Por último y muy importante, se dan cuentas de sus dificultades, por lo que hay que tener cuidado para manejar la frustración excesiva.
 

¿Cómo se trata?

  El abordaje de tratamiento más utilizado para trabajar con niños y niñas que tienen AHI es el PROMPT, el cual utiliza información táctil, visual y auditiva para ayudar a organizar y planificar los elementos fonéticos y fonológicos del habla.   Crecer de colores Centro de rehabilitación infantil y estimulación temprana Instagram: @crecerdecolores
22 septiembre 2022 — Vaico Medical